El Consejo Nacional para el Cambio Climático, la Fundación Popular y ECORED presentan alianza público-privada a favor del clima

Coordinarán acciones en seguimiento a políticas y compromisos internacionales y nacionales.

SANTO DOMINGO.- El Consejo Nacional para el Cambio Climático y el Mecanismo de Desarrollo Limpio (CNCCMDL), la Fundación Popular y la Red Nacional de Apoyo Empresarial a la Protección Ambiental (EcoRED) dejaron habilitado este martes un espacio de coordinación en torno a las acciones que realizan para enfrentar el cambio climático.

Esta alianza público-privada, denominada “Articulación de Mesas del Sector Empresarial para la Acción Climática”, es un mecanismo de discusión y coordinación con el fin de lograr acuerdos y definir planes de trabajo para el cumplimiento de las acciones con las que las empresas se proponen mitigar las emisiones de gases de efecto invernadero en sus respectivos renglones productivos. Esas acciones deberán responder a la Estrategia Nacional de Desarrollo, a la Política Nacional de Cambio Climático, a las Metas Presidenciales y a la Contribución Nacional Determinada.

El señor Ernesto Reyna Alcántara, vicepresidente ejecutivo del CNCCMDL, indicó que esta acción se enmarca en los esfuerzos que en materia de cambio climático desarrolla el CNCCMDL como órgano rector para articular las acciones a favor del clima, para las que cuentan con el apoyo de los ministerios de Medio Ambiente y Recursos Naturales y de Economía, Planificación y Desarrollo (MEPYD).

Agradeció a la Fundación Popular y a EcoRED el apoyo dado a esta iniciativa, que permitirá que esas acciones sean monitoreadas, evaluadas y posteriormente replicadas en otras empresas a nivel nacional.

En tanto, el Ministro de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Francisco Domínguez Brito resaltó la importancia que tiene para el país este tipo de iniciativas con miras a trabajar para reducir la vulnerabilidad de nuestra isla y sobre todo ayudar a nuestro vecino país Haití. Saludó que el sector público y privado establezcan estas alianzas en pro de nuestro desarrollo medioambiental.

En este sentido, el señor José Mármol, vicepresidente ejecutivo de Relaciones Públicas y Comunicaciones de Grupo Popular, indicó que la realidad medioambiental del país interpeló al Grupo Popular desde hace décadas, y en respuesta esta organización asumió el compromiso de desarrollar iniciativas amigables con el entorno y ecoeficientes de alto impacto.

El ejecutivo del Grupo Popular señaló entre los proyectos realizados por la organización las jornadas de reforestación y el apoyo institucionalizado al Plan Sierra, en San José de las Matas, Santiago, en las cuales “los empleados del Grupo Popular, a lo largo de veinte años, han contribuido a sembrar un aproximado de 261,200 árboles, el equivalente a 20 bosques, plantas que representan un potencial de captura de 84 toneladas de CO2 y que han podido infiltrar al subsuelo 783.6  millones de litros de agua por año”.

Mientras que el señor Rafael Izquierdo, presidente del Consejo Directivo EcoRED, felicitó la iniciativa que permitirá a las empresas definir planes de acción y dar seguimiento a los compromisos adquiridos para contribuir con las metas del país, firmadas en el Acuerdo de París y refrendados por el Congreso Nacional.

“Tenemos la responsabilidad de ser parte de este gran acuerdo nacional por la sostenibilidad y el futuro del país. Invito al sector privado a hacer el esfuerzos y asumir con la seriedad que corresponde esta iniciativa que va en beneficio de nuestras empresas y del país en general”, expresó.

La metodología de trabajo consistirá en cuatro mesas conformadas por los sectores energía e industrias extractivas, hidrocarburos e industrias, alimentos, bebidas y agroindustrias y servicios. La coordinación de los trabajos está a cargo de la consultora Yomayra Martinó.

El lanzamiento de la Articulación de Mesas del Sector Empresarial para la Acción Climática se llevó a cabo en el hotel El Embajador, en Santo Domingo.

Origen de la coordinación multisectorial

En 2015, el sector privado presentó una declaración de intención a favor del clima, que formó parte de la Posición-País presentada por República Dominicana en el marco de la Vigésimo Primera Conferencia de las Partes (COP21) de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (CMNUCC), celebrada en París, Francia.

En el documento dejaron explícito el propósito de establecer y fortalecer los mecanismos de colaboración entre las empresas firmantes para definir y promover iniciativas de mitigación del cambio climático aplicables en los productos, servicios y recursos humanos.

En ese sentido, expresaron el compromiso de definir políticas, programas y planes de trabajo ambientales enfocados a la mitigación del cambio climático y al fortalecimiento de la resiliencia en comunidades impactadas por sus operaciones empresariales, así como estrategias de comunicación.

En adición, se proponen ejecutar programas de capacitación y concienciación ambiental y climática dirigidos a su personal, en sus diferentes áreas de trabajo, y tomar  medidas para reducir el consumo de agua y aumentar el uso de la energía renovable.

La declaración de intención también plasma el interés de las empresas de reducir en un 80 por ciento los residuos que llegan a los vertederos y que son generados por sus operaciones, a través del desarrollo de programas para su correcta gestión y disposición, y de desarrollar programas que promuevan la recuperación de los suelos y la conservación de la foresta nacional.