julio 9, 2021

Orlando Jorge Mera resalta importancia de enfrentar el cambio climático para proteger el turismo nacional

Print Friendly, PDF & Email

Durante encuentro con ASONAHORES instó a sectores público y privado a unirse para combatir el sargazo que afecta las costas dominicanas

Santo Domingo.-El ministro de Medio Ambiente, Orlando Jorge Mera, subrayó la importancia de proteger los recursos naturales frente a la amenaza que representa el cambio climático para el país, destacando que se trata de un elemento cardinal para el desarrollo sostenible de la industria turística nacional.

Al participar en un encuentro con la directiva de la Asociación Nacional de Hoteles y Restaurantes (ASONAHORES), con la ponencia “Turismo y Medio Ambiente”, Jorge Mera puntualizó que sin una efectiva protección de los recursos medioambientales, resulta imposible hablar del turismo como la principal actividad generadora de riquezas de la República Dominicana o abordar conceptos tan importantes como el turismo sostenible.

En ese orden resaltó que el documento “Sistema Dominicano de Indicadores de Turismo Sostenible”, elaborado en coordinación con el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), plasma la importancia de este tema con el siguiente concepto:

“Una actividad turística que no sea sostenible de manera holística, tanto en lo ambiental como en lo sociocultural y económico, no es viable”.

Sostuvo que los retos que plantea el cambio climático obligan a implementar acciones públicas y privadas que permitan la adaptación a este fenómeno que atenta directamente contra el medio ambiente y los recursos naturales y en consecuencia contra la economía del país por su vinculación directa a la actividad turística.

Unir voluntades para solucionar situación del sargazo

De manera puntual el ministro señaló su interés de trabajar de manera conjunta con el Ministerio de Turismo y el sector privado para buscar una solución integral al problema del sargazo que está afectando las costas dominicanas.

En ese sentido, se crearán mesas de trabajo para tratar el tema del sargazo en conjunto y se mantendrá comunicación permanente entre ambas instituciones para los temas medioambientales.

Jorge Mera señaló que al margen de la pandemia de coronavirus, que provocó la mayor caída en la afluencia de turistas al país en las últimas décadas, la industria turística nacional enfrenta otros grandes desafíos.

Entre estos citó el ordenamiento territorial, el fortalecimiento de la coordinación interinstitucional, la diversificación de la oferta turística a corto, mediano y largo plazo, la adaptación a los efectos del cambio climático.

Sobre este último punto subrayó que el informe “Puntos Críticos para la Vulnerabilidad a la Variabilidad y Cambio Climático en la República Dominicana y su Adaptación al mismo”, revela que las provincias más vulnerables a este fenómeno son La Altagracia, Samaná, San Pedro de Macorís, Distrito Nacional, Puerto Plata, Sánchez Ramírez, Barahona, Santo Domingo, San Cristóbal, algunas de las cuales albergan los principales polos turísticos del territorio nacional.

Destacó que el Ministerio de Medio Ambiente, como ente rector del Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SINAP), bajo el cual se administran 127 unidades que forman parte de la oferta turística para dominicanos y extranjeros, viene ejecutando una serie de acciones para garantizar el debido resguardo de estos espacios, como su acondicionamiento, la renovación de infraestructuras y el establecimiento de reglas sobre respeto al medio ambiente, establecidas en Planes de Manejo que posibilitan el uso sostenible de los recursos naturales permitiendo a su vez el esparcimiento de los visitantes.

Resaltó además que a través del proyecto Biodiversidad Costera y Turismo (BCyT), en el que Medio Ambiente trabajó durante cinco años en coordinación con el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y con el financiamiento del Global Environmental Facility (GEF), se logró avanzar en la preservación de la biodiversidad costera, siendo restaurados más de 150 mil metros cuadrados de playa, vinculando a más de 70 comercios de las provincias Samaná y Montecristi en tareas para reducir o eliminar el uso de plásticos de un solo uso, además de concientizar a más de 7 mil 800 personas sobre la protección de los recursos naturales.

Durante el encuentro con la directiva de ASONAHORES, el ministro de Medio Ambiente informó además que esa institución está completando la infraestructura reglamentaria y regulatoria de la Ley 225-20 sobre Gestión Integral y Coprocesamiento de Residuos Sólidos.

Dijo que este proceso se encuentra en la fase de constitución definitiva del Fideicomiso Público-Privado, que tiene como objetivo operar y gestionar el fondo destinado a la gestión integral de residuos sólidos, a la operación de estaciones de transferencia, vertederos y rellenos sanitarios, así como el cierre de vertederos a cielo abierto.

Orlando Jorge Mera confió en que en el último cuatrimestre de este año iniciará el antes y el después en torno a la solución definitiva de estos temas, sobre todo en los principales ciudades y los polos turísticos más importantes del país.

 

Add Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Twitter
Facebook
YouTube
Instagram